Crónica de un resultado anunciado

River Plate venció 3-1 a su rival de toda la vida y consiguió la cuarta Copa Conmebol Libertadores de su historia. Luego de 28 días entre la primera final en cancha de Boca que terminó 2-2, los dirigidos por Marcelo Gallardo ganaron la serie caratulada como “la final más larga de la historia”. Es que hace más de dos semanas que el encuentro debió haberse jugado en el Monumental, pero a causa de un mal operativo de seguridad del gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, el micro de Boca Juniors fue apedreado por algunos hinchas del club de Nuñez.

En el principio de la novela Crónica de una muerte anunciada de Gabriel García Márquez, el lector puede saber que hay una persona asesinada, sólo le resta saber cómo y porqué ocurrió esto. A diferencia de esta obra, en el fútbol, pese a haber especulaciones, se cree que todo puede pasar. No obstante, esta vez ocurrió lo que se podía imaginar en la previa: el equipo que jugó mejor durante todo el torneo y tuvo una idea más clara, se quedó con la copa.

Si bien el partido se desarrolló un estadio neutral (Santiago Bernabéu) y con la parcialidad de ambos clubes, Boca decidió darle la iniciativa al conjunto de Gallardo, esta vez dirigido por Matías Biscay a causa de la sanción al “Muñeco”. En la primera mitad pareció darle resultado ya que el equipo rojo y blanco tenía anulado a sus jugadores de creación. Además, en una jugada que comenzó de manera fortuita pero que culminó con un gran pase de Nahitan Nández y una extraordinaria definición de Darío Benedetto, el club de la ribera abrió el marcador. Sin embargo, con el correr de los minutos, los futbolistas de Boca sufrieron el desgaste físico provocado por correr excesivamente ante la dominación de pelota que River ejerció. A falta de un poco más de veinte minutos, Lucas Pratto empató el juego luego de una buena jugada colectiva, forzando así el alargue.

El cuerpo técnico de Gallardo volvió a demostrar superioridad contra la dupla técnica de los mellizos Barros Schelotto a la hora de hacer los cambios. Es que Biscay suplantó a Leonardo Ponzio con Juan Fernando Quintero, una modificación netamente ofensiva en un momento justo, mientras que los de Boca tardaron en sacar a Pablo Pérez, que se encontraba con molestias en sus piernas. Además, pusieron erróneamente a Ramón Ábila que no estaba en óptimas condiciones físicas.

El momento clave del juego fue la expulsión de Wilmar Barrios, pieza fundamental en el Xeneize. Sumado a la posterior lesión de Gago -cuando no quedaban más cambios-, la falta de ideas para atacar y el golazo de River gracias a la zurda de Quintero, el partido se le hizo cuesta arriba a los de Guillermo. Aunque estaba con 9 jugadores, Boca fue a buscar, hasta con su arquero Esteban Andrada, el empate que nunca llegaría. En lugar de eso, Gonzalo Martínez liquidaría la serie de contragolpe. El Millonario se consagraría como el justo ganador de la final más larga -y en parte vergonzosa- de la historia.

El gol de Quintero.

Una vez más, River demostró que un buen proyecto y un técnico con ideas claras hacen la diferencia ante grandes rivales como Racing, Independiente, Gremio o Boca. Sólo resta saber si podrá conseguir el milagro de superar a jugadores superdotados como los del Real Madrid. Por otra parte, en el club de La Boca, la “Crónica de un final anunciado” pasa a ser ahora el de su cuerpo técnico -que seguramente no continúe luego del receso de verano- y de su dirigencia, encabeza por el macrista Daniel Angelici. El “Tano” le había prometido a sus hinchas volver a Japón para jugar el Mundial de Clubes, pero lo único que consiguió fue desprestigiar a ídolos xeneizes como Juan Román Riquelme y Carlos Bianchi. De esta manera, la reelección del oficialismo comienza a tornarse imposible.

Las mejores jugadas de la gran final:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑