Jardín de Infantes de Altos del Oeste: construcción abandonada desde 2016

No tener vacantes en los jardines de infantes de los barrios aledaños y ver que el que se estaba construyendo hasta el año 2016 está abandonado, causa mucha bronca y desesperación en las madres y padres del barrio Altos del Oeste. La obra llegó aproximadamente al 75% y está ubicado en México y Colombia, a unas siete cuadras de las vías. Fue relicitado en 2016, pero nunca más se vio a alguien trabajando.

En los jardines de infantes Nº 904, en Güemes y en el Nº 916 de Almirante Brown no hay vacantes y cada año la situación es más compleja, por eso los padres de Altos del Oeste deben buscar un lugar para sus hijos en la Jefatura de Inspectores, pero no siempre lo encuentran. En los privados la situación ya es igual: “no tenemos el dinero para pagar la cuota, pero, aunque la tuviéramos, tampoco hay lugar”- nos dijeron la madres y padres de ese vecindario.

Hablamos con ellos en el mismo edificio abandonado, y lo volvimos a recorrer como hace algunos meses y no sólo no hay avances, sino que faltan más sectores del techo, que se fueron cayendo en algunos casos. En otros están guardados por los mismos vecinos para que nadie se los lleve.

Al día de hoy, hay un vecino que vive a pocos metros que es quien se ocupa que esté lo más cerrado posible, colocándole una cadena y un candado bastante grueso, lo que hasta el momento desalentó a los posibles ladrones aprovechadores del abandono. El vecino hace todo en forma voluntaria y sin cobrar un peso, sólo para que algún día la obra recomience y cuando pase, no se hayan llevado todo.

Madres y padres desesperados nos dijeron: “Altos del Oeste no tiene Jardín, y ninguno de los chicos puede entrar en los que están cerca, tampoco tenemos escuelas… nosotros no podemos pagar escuelas privadas y aunque pudiera no tienen lugar, a menos que la haga entrar un pariente o un amigo”.

Estaban enojados y aunque alguno sostuvo que para él, María Eugenia Vidal no sabe lo que estaba pasando, otros manifestaron: “¿Cómo no va a saber la Gobernadora? Si ya salió en varios medios nacionales como C5N y Canal 9. Hace meses estamos reclamando y no es que no lo saben, no lo hacen porque no quieren”.

Algunas mamás se quejaron que el Intendente les dijo que las iba a recibir a varias de ellas, pero no fue así, afirmando: “cuando llegamos él se había ido. Después nos dijeron que fuéramos a la oficina, pero cuando vamos no nos atiende”.

A otra de las vecinas sí la recibió con tres personas más: “nos dijo que no se podía hacer nada porque la obra estaba licitada y que no nos preocupáramos porque van a hacer uno nuevo frente a la Plaza de Pablo Marín, que ya habían empezado la obra, pero aún no hay nada. También nos prometió venir a cortar el pasto, pero no aparecieron”.

Agregaron: “todos los vecinos nos ofrecimos a que, si nos dan los materiales, lo terminamos, pero nos dijo que no se podía porque no había presupuesto, pero ¿Supuestamente tienen presupuesto para hacer uno nuevo?”.

 

Cuando hicimos la nota anterior faltaban sólo dos partes en el techo y ahora falta más de la mitad del techo del patio cerrado, explicando las vecinas: “y tenemos algunas guardadas nosotros para que no se las roben, pero no nos la dejan colocarlas”.

Lamentablemente el edificio para este jardín de infantes no es el único abandonado en General Rodríguez, y en la Provincia de Buenos Aires abundan estos casos, como los de hospitales empezados por la gestión anterior no se han terminado por una decisión política.

En nuestra ciudad también tenemos el caso del edificio para la secundaria a crearse sobre la base de las dos sedes que tiene la ESB Nº 6, en los barrios Juan José y San Bernardo. Esa construcción está un poco menos avanzada en proporción que el jardín de Altos del Oeste, pero también da pena ver las dos plantas construidas en pleno barrio Los Paraísos, también abandonada desde 2016. Con este edificio terminado se podría sacar el nivel secundario de las escuelas primarias Nº 2 (San Bernardo) y 17 (Juan José). En General Rodríguez hay alrededor de una docena de edificios sin terminar, empezados en el gobierno anterior.

Pero no debe ser casualidad que la gobernadora María Eugenia Vidal no destine recursos para terminar escuelas y hospitales, pero le guste tanto los pavimentos, veredas, etc. Estas últimas una vez terminadas no lleva inversión en personal como maestros, auxiliares, médicos, enfermeros o profesionales para que trabajen en ellos, rubro que no permite desvíos como sí los primeros. Cada gobierno gasta sus fondos como responde a los intereses para los que gobierna, más allá que siempre hace falta los pavimentos nuevos, no sumar maestros y profesionales de la salud a la demanda cada vez más grande no hace más que perjudicar a los sectores más humildes. Nada es casualidad.

Deja un comentario