IOMA: una semana sin sistema y en pésimas condiciones de atención

Tras una semana de no poder atender a los vecinos por falta de sistema informático, este lunes llegaron los técnicos de la casa Central de IOMA Provincial y los empleados volvieron a tener los elementos para brindar su servicio a los afiliados a la obra social de los trabajadores del Estado Bonaerense.

El problema informático comenzó tras un cambio de mobiliario donde funciona la obra social, en la sede del Registro Civil y tras eso hubo que esperar hasta este lunes la llegada de los técnicos desde la capital provincial.

Pero si bien este tema se solucionó y mañana martes volvería la atención normal, está lejos de ser buena. Todos estos días los afiliados de IOMA debieron ir a la oficina de la misma obra social en Luján.

Los inconvenientes del espacio comenzaron cuando IOMA se mudó desde su anterior sede en la calle 2 de Abril al 600 a la actual, compartiendo el lugar con el Registro Civil, que ya funciona allí hace varios años.

Los afiliados de IOMA son atendidos en el salón principal de la sede del registro sin tener lugares de privacidad para explicarles a los empleados sus problemas, que tienen que ver con la salud, suya o de sus familiares.

Para peor, el edificio además es compartido por otra oficina provincial, sin que nadie esté medianamente cómodo o en condiciones de hacer su trabajo de una manera parecida a la normalidad.

El ajuste en los organismos provinciales es enorme y bestial, y parece llegar a cuestiones elementales, ya que IOMA podría tener su propia sede en el lado sur de la ciudad, ya que hay inmuebles que no son costosos, pero parece que la Provincia puede gastar fondos en cuestiones incomprensibles, pero no para la comodidad de sus beneficiarios, a los que les descuentan todos los meses para que funcione la obra social.

Deja un comentario