Calle de Technopolo: en la disputa con el Municipio se cumplió lo dicho por el empresario

El Francés pagó con la escritura, no antes como quería el Intendente

Hace varios meses se pudo ver a Frank Dubarry, propietario del emprendimiento Technopolo, haciendo declaraciones sobre maniobras irregulares del Gobierno Municipal que dirige Darío Kubar en el programa de televisión de A24 que conduce Eduardo Feinmann. Además, insinuó que allegados al Ejecutivo lo habrían intentado extorsionar en la compra de una calle que pasa por la propiedad del francés. El Intendente negó dichas afirmaciones y trató al empresario de “usurpador”, amenazando con llevarlo a juicio civil por 150 millones de pesos.

Máquinas viales derribando parte de la cerca de Technopolo hace unos meses, lo que provocó un escándalo que no dejó bien parado al Intendente

Dubarry sostuvo en A24 que lo intimaban para que pagara el valor de la calle, unos 170 mil dólares, y que desde el Municipio no querían darle documentación. Manifestó que él no abonaría la cifra hasta que estuviera la escritura del predio. Horas antes el Municipio sin ningún tipo de respaldo legal envió máquinas viales que rompieron una cerca y empezaron a abrir la calle. Cuando se conoció lo escandaloso de la situación, la maniobra se detuvo.

Como respuesta a eso Kubar lo acusó a Dubarry de usurpador y anunció que el Municipio iba a abrir la calle porque el francés no pagaba la misma. Argumentando que en la ordenanza en la que se había aprobado la venta no obligaba al Municipio a hacer la escritura para poder cobrar y que ellos querían que el francés pagara ya. Lo quisieron convertir en una causa popular, lo que nadie creyó.

Una vez que bajaron los decibeles de ambas partes, el empresario no volvió a hablar y desde el Municipio alimentaron las bravuconadas sosteniendo que en pocos días el francés iba a tener que abonar sin esperar la escritura. Además, Kubar anunció que le iba a hacer juicio por daños y perjuicios a Dubarry por 150 millones de pesos por haberlo acusado de extorsionador.

Sobre la causa no se supo más nada hasta el momento, salvo que en una publicación hecha este viernes 23, el Intendente manifiesta que ya la presentó sin dar datos sobre la demanda, ni decir en qué Juzgado está, ni el número de expediente. Hay que recordar que para radicarla hay que pagar unos 3 millones de pesos de tasa judicial. Al consultarse al abogado del Municipio en su momento, se nos dijo que iban a tratar de litigar sin costas, algo que en una demanda millonaria como ésta es muy difícil de aceptar por parte de un Juzgado Civil.

Pero volviendo a lo que dijo Dubarry sobre que recién iba a pagar cuando se hiciera la escritura, eso se cumplió, porque esta semana se firmó con la escribana Moro presente y recién se estaría depositando en la cuenta municipal esos 170 mil dólares como lo indicaba la ordenanza aprobada para la venta de la calle. Como es habitual cuando hay dos posiciones, entre Kubar y otra persona, lo más acertado es creerle al otro.

Deja un comentario