Ricardo Mason, dirigente peronista y periodista

Ricardo Mason tiene 73 años, es dirigente peronista desde los 70, entre otras cosas es periodista y llegó a General Rodríguez en 1976. En la actualidad milita en la agrupación “Por siempre Peronistas” con Juan Marini, Javier Gagno y Vicente Scardilli entre otros. Estuvo conversando en el programa radial “Más que palabras” de FM El Vecinal, y allí habló sobre la actualidad y la militancia de años atrás.

Ricardo Mason

Sobre las elecciones del 11 de agosto Manson dijo: “por los números fue una gran sorpresa, yo no esperaba un triunfo del campo popular tan grande, con tanta diferencia. Digo popular-populismo, los integrantes de un lado de este somos del lado popular y nos dicen ‘populismo’ como una chicana”. Además sobre la UCR: “en un tiempo, ya no, en el populismo también estaba el radicalismo, pero se pasaron a otro lado y están haciendo una nueva historia”, agregó.

También expresó: “Las explicaciones son muy simples y es que la gente está muy mal. Cuando uno era joven y se escuchaba a la gente mayor recordando que se pasaba hambre acá en otros tiempos, hablamos de los años 30, es lo que está pasando ahora, que un desayuno es la comida de todo el día, un café con un pan es la comida diaria”.

-¿Pensás que esos chicos vieron que hace algún tiempo sus familias estaban mejor?

-Si, por más que no comparto cosas, porque ya no es mi tiempo, sino el de ellos, están preparados, han leído, aunque no quiero decir que estén encuadrados políticamente o que son militantes. Pero la diferencia de votos es porque es lo que están viendo en sus casas. Los chicos vieron algo que ellos no quieren vivir. Después hablemos de distintas teorías políticas, pero cuando hay hambre, hay hambre.

Manson habló sobre CFK y Mauricio Macri: “Cuando vino la unificación del candidato Alberto Fernández, se ve que se empezó a cerrar la grieta del país y la que siempre tuvo el Partido Justicialista”. “Por la cantidad de votos quizás hay que pensar que hasta en la contra estaban podridos de este gobierno. Igual hay que hacerle un gran homenaje a Mauricio Macri, porque logró unir al campo popular“, remató.

Por otro lado, el dirigente peronista opinó sobre lo que para él fue un buen trabajo de Mauro García, candidato a Intendente por el Frente de Todos: “conversamos con Mauro García y lo apoyamos. Lo que yo he visto en los barrio es el trabajo que realizó Mauro García, que tal vez no trae mucho bombo y platillo, pero camina las calles de los barrios. Había uno, dos o tres de los grupos, hablando con los vecinos”.

¿Pensas que la gente también está cansada del gobierno local?

-También, es una suma, es con arriba, con la provincia y con los de abajo, todo en conjunto. No lo podes aislar y no me vengan con las obras. Como dijo Alberto Molina, a la gente se le escucha el ruido de las tripas.

– Cuando escuchas que hay quienes se dicen “Peronistas con Kubar” o “Peronistas en Cambiemos”, ¿Qué te produce?

-Una carcajada, que haya estúpidos que puedan pregonar una cosa como ésta es increíble… alguna cosa rara hay. Ahora si es por conveniencia que te hiciste peronista, bueno, mañana podes apoyar el golpe de un supuesto Videla que venga de nuevo, por lo visto todo te da igual”.

El “Negro” Mason reivindicó la figura de Néstor Kirchner: “tuve la suerte de conocerlo, antes que fuera presidente, cuando era un militante, cuando hacía sus viajes a la zona del Pato Galmarini. Reivindico lo hecho en algunas políticas en la provincia de Buenos Aires, las mal llevadas a cabo cooperativas, era una idea genial, pero se implementó mal”.

Llegada a General Rodríguez en 1976 en Plena Dictadura Militar

Ricardo Manson llegó a General Rodríguez el 3 de abril de 1976, en plena Dictadura Militar. Se quedó en la casa quinta de su padre que era el último lugar que le quedaba. El Negro venía de la impronta de militar en Capital Federal, que era totalmente diferente y, si bien tenía contactos en Luján, prefirió quedarse encerrado en la casa durante alrededor de un año para no correr peligro ante los crímenes de lesa humanidad que estaban ocurriendo.

“General Rodríguez en ese entonces fue muy golpeado, que haya quienes se quieran olvidar y se quieran hacer los zonzos, está bien, pero realmente fue muy golpeado por la Dictadura. Se habla de varias personas que fueron secuestradas, unas de origen español, una chica joven, otros que estuvieron, pero zafaron. Porque cuando vino el Golpe, dentro del Ejército estaba lo que se llamó la gente de Inteligencia que manejaron las cosas de una manera diferente. En Capital Federal se llevaron un montón de compañeros y a los pocos días estaban afuera o como mucho un mes en Devoto. Luego entra Infantería y ahí es cuando comenzó el gran desastre. Nos podrán discutir los números, pero para mí uno solo es mucho“, aseveró.

Una fuerte autocrítica

Manson también se dio un momento para la reflexión sobre su partido: “el Peronismo va a tener que hacer una gran autocrítica interna, para analizar cómo es que tuvimos candidatos que ni nosotros votamos. Por ejemplo, hablamos de Alfonsín, ¿Los radicales de dónde iban a sacar tantos votos si no lo votaban los peronistas?”.

“El 83 se vivió como un gran fracaso del peronismo, una gran tristeza para nosotros y una gran alegría para ellos. A esos radicales nunca se les hubiera ocurrido estar en un gobierno como éste. Acá tuvimos radicales como “Pucho” Demarchi que fueron cofundadores de Renovación y Cambio junto con Alfonsín”.

En 1987 trabajó en las elecciones para el Peronismo, en la que su candidato Norberto Landi ganó las elecciones para intendente: “Landi era una excelente persona, tuve la suerte de estar uno o dos meses colaborando con él en la Municipalidad en Prensa, pero sin dudas era una gran persona. Pero hubo muchos intereses que iban sobrevolando General Rodríguez para sacarlo de la Intendencia”, aseguró.

El mejor intendente

Consultado sobre cuál fue el mejor dirigente desde el 83 para acá dijo: “Oscar Di Landro fue un muy buen intendente, no se si fue un excelente dirigente político, él venía de la famosa agrupación “Lealtad” del cafierismo, pero ha sido un muy buen intendente. Tenía su carácter. Tenía su sonrisa y el abrazo, pero más de una vez si te tenía que decir algo en la calle te lo decía. Como siempre cuando juzgas el pasado tenes que hacerlo en el contexto de la época”.e un gran homenaje a Mauricio Macri, porque logró unir al campo popular”.

Edición: Diego González.

Deja un comentario